icono-sumario Tradicional corrida de Primavera

Vídeo del triunfo de Roca Rey, en Brihuega I JETlinea-punteada-firma1

SERGIO RECUERO > Brihuegalinea-pie-fotos-noticias

Se presentaba Andrés Roca Rey en la tradicional Corrida de Primavera de Brihuega y lo hizo como nos tiene acostumbrados: triunfo rotundo del peruano que se coronó Rey (Roca) en La Murralla y paseó hasta tres orejas en una tarde que ya necesitaba albergar esta plaza, condenada por las lluvias en años anteriores. Ponce y Cayetano obtuvieron una oreja respectivamente ante un encierro de Juan Pedro Domecq bien presentado, que enlotó a ejemplares nobles y con calidad aunque con justeza de fuerzas.

Roca Rey ya dejó su tarjeta de visita en su primero. Lo hizo saludando con una larga cambiada de rodillas al tercero, un toro serio al que solamente se llevó al caballo en una ocasión. Brindó al público una faena que comenzó a pies juntos en los medios, llevando la emoción al público. Mostró poder el peruano ante un toro que se rajó pronto y por eso tuvo que darse un sincero arrimón acortando distancia con mérito. Estocada entera recibiendo que desató con fuerza la petición del público de dos orejas, que fueron concedidas.De nuevo dispuesto anduvo Roca Rey ante el sexto, de Parladé. Comenzó variado con el capote y con la muleta ligó tandas de importancia con ambas manos. Hasta la bola entró la espada. Oreja

Vibrante recibo de Enrique Ponce al cuarto, que se empleó en el caballo que guardaba puerta hasta derribarlo. Tardó en salir del peto y por ese motivo lo acusó después llegando justo de fuerza a la muleta. Brindo Ponce al público un toro que supo administrar, dando el tiempo necesario entre tandas para ligar hasta cinco muletazos de gran calado en los tendidos. Desató la locura con su clásica ‘Poncina’ y subió la temperatura del tendido poniendo en pie al público de La Muralla. Pinchó en dos ocasiones y a la tercera cayó fulminante la res. El público le premió con una oreja.

Abría cartel el valenciano, que lanceó con elegancia al primero de Juan Pedro Domecq, un toro noble pero justito de fuerzas al que el valenciano firmó una elaborada faena en la que destacó una serie al natural. Mató de media estocada que necesitó descabello para acabar con su oponente. Y fue silenciado.

Bonito de hechuras, el colorado ojo de perdiz el segundo, al que saludo de rodillas en el tercio con una larga cambiada Cayetano. Conectó rápido con el público ante un toro noble aunque justo de fuerzas en una faena asentada. Estocada entera, efectiva, que le valió para pasear la primera oreja de la tarde.

Cayetano no pudo redondear su tarde en el quinto, que brindó a Joserra Lozano. El astado fue noble pero se rajó demasiado pronto y había que meterse mucho con él para hacerle romper. Cayetano mostró disposición y oficio pero finalmente tuvo silencio.

Hierro de Juan Pedro Domecq - España Plaza de toros de Brihuega. Dos tercios de entrada. Toros de Juan Pedro Domecq y Parladé (6º), nobles y con calidad, aunque justos de fuerza. logo-mundotoro-fichas-crónicas
Enrique Ponce, silencio y oreja;
Cayetano
, oreja y silencio;
Roca Rey
, dos orejas y oreja.
Incidencias: Al finalizar el paseíllo se guardó un minuto de silencio en memoria de Ignacio Echeverría, victima de los recientes atentados en Londres.